Home

Entre ayer y hoy diferentes medios se han hecho eco de una nota de prensa de las famosas “fuentes antiterroristas”. En esa nota se advierte de que el riesgo de una escisión en ETA es muy grande.

No es casual que este hecho haya sido publicitado en plena campaña electoral. Así como tampoco es casual que medios como DEIA hayan incrustado esta información en el bloque dedicado a las elecciones del 20-N.

Se suele considerar que la izquierda y especialmente la revolucionaria es la que realiza una oposición feroz a gobiernos estables. Sin embargo, si hay un sector político que puede llegar a utilizar los métodos más rastreros y más violentos si la situación lo requiere ,esa es la derecha reaccionaria. Ese mismo que murió un 20-N en la cama podría hablarnos largo y tendido sobre ello.

Siguiendo el ejemplo de los escuálidos en Venezuela, la campaña bochornosa en torno a las inundaciones en Gipuzkoa sería un pequeño ejemplo de lo que está por venir de manos de un PNV rabioso y su ámbito mediático. Sin embargo el objeto de este artículo no es analizar la sucia campaña del PNV en torno a la próxima cita electoral sino la campaña de las “fuentes antiterroristas”.

¿Quiénes son  las “fuentes antiterroristas”?

La primera pregunta es obvia. ¿Quiénes son?. Es curioso que con la cultura  de famoseo, el personalismo  y las ganas de colgarse medallas gracias a la “guerra del norte” que existe en España nunca haya nombres propios ni entidades detrás de estas fuentes.

Cualquiera podría decir que realmente es la Guardia Civil, cualquier cuerpo o fuerza de seguridad del estado, las unidades antiterroristas, el CNI, la inteligencia española. ¿Una mezcla de todas?. Sí y no.

Existe una lógica para que estas “fuentes antiterroristas” sean un ente abstracto. Una de las razones es que nunca se le puede achacar a nadie personalmente la veracidad de lo expuesto una vez demostrado falaz.

Si bien es cierto que existe un impulso policial y militar, realmente “las fuentes antiterroristas” serían un ente prioritariamente político. Una conjunción de policía, ejercito, inteligencia, gobiernos y medios de comunicación españoles. O mejor dicho, periodistas incrustados en esos medios. Periodistas que incluso tienen libertad de acción para usar el termino “fuentes antiterroristas” a iniciativa personal propia para dar cuerpo a estrategias informativas. Que incluso no tienen porqué coincidir con las “fuentes antiterroristas oficiales”, porque una de sus estrategias comunicativas precisamente es incluso lanzar elementos contradictorios entre sí. Lo que se llamaría “ruido”.

Un grupo de analistas politicos con una estrategia política que partiendo de la información de la inteligencia española y los diversos cuerpos policiales construyen literalmente estrategias de comunicación, no a través de la información directa con la que puedan contar sino siempre con la vista puesta en el horizonte. Y ese horizonte no es otro mas que la derrota del independentismo en todos sus frentes y salvaguardar la integridad territorial española. Datos contradictorios, mentiras directas, medias verdades, testeos, inducción sociológica. No hay escrúpulos.

Este tipo de estrategia contra-insurgente tiene referentes claros (en España en ese sentido no iban a inventar nada nuevo). En EEUU grupos del mismo pelaje son mas directos. Públicamente dicen que utilizarán la mentira. Y la sociedad traga, tal cual. ¿Lo importante es ganar las guerras no?. Así funcionan.

¿De dónde sacan la información?

Esta es la pregunta clave. Cualquier ciudadano desinformado podría estar inducido a pensar que existe un control absoluto sobre los movimientos que pueda llevar adelante la organización armada ETA o la propia izquierda abertzale. Nada más lejos de la realidad. Si bien es cierto que el control existente es sistemático así como el uso de avanzadas tecnologías. Este control solo es moderadamente eficaz a nivel individual. La labor de la inteligencia española es del todo inoperativa a nivel colectivo y estratégico.

Pueden contar con información bastante detallada sobre una persona pero no pueden introducirse fácilmente en los procesos colectivos que son los que finalmente llevan a cabo estrategias integrales.

La tortura es uno de los elementos que utilizan para penetrar en esos procesos colectivos. Pero resulta ineficaz. Generalmente van con esquemas previos ya diseñados y consiguen oir lo que quieren oir mas que lo que hay y además generalmente captan distorsionado. Son comunes las autoinculpaciones en hechos no realizados por poner un ejemplo.

Otro de los elementos que suelen utilizar es el chantaje, buscan con insistencia la colaboración de individuales a traves de métodos como el secuestro express. También resulta ineficaz debido a las denuncias públicas posteriores de esos hechos. Tampoco sirve para introducirse en procesos colectivos globales.

El espionaje sería otra arma ampliamente usada, pero tendría las mismas limitaciones que comentabamos antes, solo puede acceder a una parte singular o concreta de lo espiado pero no logra penetrar en procesos colectivos de pensamiento y acción.

Los documentos que puedan capturar ya han sido generalmente sobrepasados por los acontecimientos y también cuentan con elementos de distorsión.

Por lo tanto, la fuente de información principal con la que cuentan es la misma que tiene el resto de la sociedad, la que pública y abiertamente muestra la izquierda abertzale. A través de esa informacion junto a pequeños fragmentos individuales rescatados del proceso colectivo prácticamente inexpugnable, hacen análisis políticos subjetivos de como creen que puede evolucionar la situación. Efectivamente, son elucubraciones.

Junto a ello mezclan sus propios intereses y líneas de actuación politicas donde la mentira o la media verdad juega un papel importante. De esa mezcla nacen las informaciones de las “fuentes antiterroristas”. En resumen; Hipótesis e intencionalidad política.

En la segunda parte de este artículo se hará un análisis detallado del comunicado de las “fuentes antiterroristas” en relación al riesgo de una escisión en ETA.

2 thoughts on “Las fuentes antiterroristas (Primera parte)

  1. Cierto que la fuentes esas suelen decir muchas barbaridades, pero de vez en cuando aciertan, no olvideis que del periodo de incomunicacion, de los registros y de las escuchas algo de informacion real sacan. Y como decis no hay un sobre control policial que todo lo sabe, pero ojo eso tambien significa que cuando aparecen pegatinas, pintadas o pancartas que no encajan con la linea oficial de la IA no tiene por que estar la txakurrada atras, que en esos caso bien que gusta acusar a todo dios de zipaio

    bigarren partearen zain…

  2. Pingback-a: Las fuentes antiterroristas (Segunda parte). La supuesta escisión de ETA. « Borroka Garaia da!

UTZI ERANTZUN BAT - DEJA UN RESPUESTA

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Aldatu )

Connecting to %s