Home

Argia

Azaroaren 13ko atentatuen ostean manifestatzeko ezarritako debekuak indarrean jarraitzen badu ere, COP21 Klima Aldaketaren Gailurraren bezperan 10.000 pertsona elkartu dira Frantziako hiriburuaren erdigunean. Poliziak gogor betearazi du manifestatzeko debekua: Errepublikako plaza hustu eta 317 pertsona atxilotu ditu.

Attac Frantzia eta Alternatiba elkarteek antolatuta 10.000 pertsonak giza katea egin dute COP21 Klima Aldaketaren bezperan. Hiru kilometroko katea osatu dute Errepublikako plazaren eta Aberriko plazaren artean. Bestalde, Avaaz erakundearen deialdiarekin bat eginez manifestazioan egon ezin izan direnengatik 10.000 pare zapatarekin bete dute Errepublikako plaza.

Polizia giza katearen hasierara joan da eta elkarretaratzea desegin du. Manifestarien aurka kargatu du negarra eragiteko gasa baliatuz. Manifestari gehienek modu baketsuan eutsi diote kargei eskutik helduta. Batzuek ordea, aurre egin diete Errepublikako plazan, memorialeko objektuak eta ekitaldian erabilitako zapatak botaz. Poliziak manifestariak plazan inguratu eta 341 atxiki ditu. Identifikatu ostean, 317 manifestari zaintzapean jarri dituzte.

Taranis News-ek ordu erdi pasatxoko bideo honetan jaso ditu gertakariak.

Olivier Besancenot NPA ezkerreko alderdiko kideak atxiloketak salatu ditu: “Antolatutako martxa bati eraso dio poliziak. Egun beltza da protesta eskubiderako”. Klima Aldaketaren Gailurraren harira, 6.300 polizia eta militar hedatu dituzte Parisen, eta mugimendua mugatuta egongo da.
Protestak mundu osoan zehar

Parisko martxaren antolatzaileek COP21 gailurrak irauten duen bitartean aurreikusitako protesta eta mobilizazioekin jarraitzeko deia luzatu dute. Besteak beste, Herritarren Klimaren Goi-bilera eta Alternatiben Herrixka Globala abenduaren 5ean eta 6ean Montreuilen (Frantzia), Aldaketa Klimatikoaren Aurkako Ekintza abenduaren 7an eta mobilizazioa abenduaren 12an Parisen.

Frantziatik kanpo manifestazioak antolatu dituzte munduko hiri askotan. Antolatzaileek 570.000 manifestari aurreikusten dituzte 2.300 manifestaziotan. Guztietan, akordio eraginkor eta loteslea lortzea eskatuko diete Parisen bilduta dauden estatuburuei.

——-
Indignación selectiva, estado de sitio, patriotismo de salón 

La haine

Los ataques de la capital francesa, casi tan brutales como los ocurridos recientemente en el Líbano, Turquía, Kenia, Nigeria o como los que se producen casi diariamente en Irak o Siria han conmocionado a la sociedad occidental y  pueden marcar un antes y un después en el recorte de libertades en Francia.

Entre los fenómenos que hemos observado en los últimos quince días, nos gustaría destacar la indignación selectiva de la opinión pública, el estado de sitio (o de guerra) decretado por el Gobierno, la repuesta patriótica de una parte de la población y el aumento de las agresiones contra musulmanes.

Indignación selectiva

Para explicar el impacto mediático a nivel mundial del 13N tenemos que partir del razonamiento de que en el imaginario colectivo hay víctimas de primera y de segunda categoría. La repercusión mediática (y la solidaridad internacional) de una tragedia está condicionada por la situación geográfica y económica del país en la que se produce : la muerte de 148 estudiantes en Kenia es más lejana y, por tanto, menos importante (o al menos vende menos) que la de las 130 personas de la ville de l’amour (de las que se siguen dando detalles más o menos íntimos 15 días después).

Estado de sitio

Pasado el estado de histeria colectiva de los primeros días plagados de informaciones contradictorias y de un tratamiento mediático basado en el morbo y el sensacionalismo : más de 96 horas non stop de « edición especial atentados » con testimonios en directo de personas en estado de shock, divulgación de informaciones confidenciales sobre el asalto a la sala de concierto con cientos de rehenes… el estado responde declarando el estado de sitio en toda Francia.

Por quinta vez en la historia reciente del país (la última durante las revueltas en las banlieues de 2005) se suprimen automáticamente todas las manifestaciones políticas hasta el 30 de noviembre, se aligeran los procedimientos de registros domiciliarios, se generaliza la utilización de las brigadas de intervención especiales (que ya que están en las calles buscando terroristas pueden perfectamente ocuparse también de desalojar centros sociales) y se anuncia la creación de 5.000 puestos de policías.

Las medidas de excepción pasan de durar unos días a ampliarse 3 meses, hasta finales de febrero. No habrá por tanto manifestaciones para protestar contra COP 21 sobre el clima que se celebra en París y para la que ya se habían cerrado las fronteras para evitar la llegada de los «temidos black blocs». Las únicas manifestaciones que se podrán celebrar serán las rentables económicamente: deportivas y comerciales (partidos de fútbol, mercados de Navidad…).

«Estamos en guerra » nos repiten una y otra vez los dirigentes políticos para intentar justificar tanto la intervención en Siria como la nueva vuelta de tuerca en materia de recorte de libertades. Los jueces se felicitan de las nuevas disposiciones que les permiten realizar registros por el día y por la noche, recoger informaciones «personales» de sospechosos sin ningún control exterior… y los sindicatos de policías exigen que se les permita ir armados cuando están fuera de servicio.

Se constatan los primeros registros domiciliarios abusivos: familias a las que despiertan a las 3 de la mañana al confundirse de puerta, cooperativas de agricultores bio que habían previsto participar en las manifestaciones contra la COP 21 se convierten en «sospechosas de preparar actos terroristas» de un día para otro…

Patriotismo de salón

La siguiente etapa en el lavado de cerebro a la población se produce el 27 de noviembre, en el homenaje institucional a las «víctimas que representan la patria». Las redes sociales como Facebook iniciaron el trabajo los días de los atentados al probar una nueva aplicación «especial atentados de París» (para localizar a los amigos de la zona del ataque) y al contribuir a que los internautas llenaran de banderas francesas la red, y el aparato institucional quiso trasladar ese patriotismo a la calle al pedir literalmente a los franceses que sacasen una bandera tricolor en solidaridad con las víctimas. El homenaje institucional se celebró en un edificio reservado a los homenajes militares y el discurso de Hollande trataba a las víctimas de «caídos por la patria».

La comunicación mediática se ha esforzado en mostrar hasta la extenuación el lado “humano” de los “héroes” del momento.

A pesar de los esfuerzos institucionales y la campaña de comunicación mediática, la «unidad sagrada del país» fue más una moda propia de las redes sociales que una realidad en la calle.

Agresiones contra musulmanes

La extrema derecha, por su parte, se ha reactivado en las últimas dos semanas. Se han producido unos 30 actos contra musulmanes, desde agresiones a mujeres con velo hasta ataques y pintadas contra mezquitas y kebabs.

Los grupos identitarios han intentado infiltrarse en varias concentraciones de solidaridad con las víctimas en Lille o Metz o Lyon: la respuesta popular de expulsión fue en las dos primeras ciudades contundente. En Lyon la manifestación fue anulada.

3 thoughts on “300 atxilotutik gora Parisen Klima Aldaketaren Goi-bileraren bezperan

  1. Se trata de un golpe de estado “suave”. El atentado, hecho por los lacayos fascistas de la OTAN no puede tener ningún otro sentido.

    En toda esta ingeniería del terror (dirigida sin duda por la mafia que nos gobierna: alta burguesía primariamente, servicios secretos y altos mandos policial-militares, así como los habituales cómplices/mercenarios políticos y mediáticos) hay dos objetivos: (1) crear pretextos para la intervención imperialista en el mega-gueto musulmán global y (2) crear pretexto para la supresión de los derechos humanos más básicos. El segundo puede parecer menos obvio pero EE.UU. lleva 14 años en estado de emergencia y una y otra vez el pretexto del “terror islamista” (la nueva Logia P2, un punto más rebuscada si cabe) sirve como justificación para imponer el estado policial. Cada vez más nos encontramos en un estado imperial fascista, de dimensiones globales, aún semi-suave pero cada vez más próximo al totalitarismo puro y duro. La formalidad electoral se mantendrá sin duda pero también Franco hacía “elecciones”.

    Se trata de un golpe de estado a ritmo lento, muy parecido a la evolución que pudo tener la República Romana en sus últimas décadas, deviniendo Imperio a través de cambios relativamente sutiles. Sin embargo entre el cruce del Rubicón por César y la proclamación de Octaviano como Augusto (emperador) sólo transcurrieron 20 años (aunque el proceso completo puede alargarse unos 14 años más si contamos a partir de la conspiración de Catilina y la formación del primer triunvirato). En nuestro caso, aunque podemos buscar las raíces en Thatcher y Reagan, el proceso de golpe de estado comenzó con lo que es un auténtico “cruce del Rubicón” al estilo Hollywood: los ataques de falsa bandera del 11 de Septiembre de 2001. Un auto-atentado de esas dimensiones nunca jamás se había hecho y mucho menos colado como “verdad” a las masas.

    Al contrario que lo de Roma, que fue una evolución relativamente natural y en gran medida transparente, el caso OTAN (Gladio, Al Qaeda, etc.) implica una capacidad conspirativa que no se tenía en aquella época. El mayor parecido radica en que las instituciones republicanas no fueron totalmente erradicadas, sino simplemente desposeídas gradualmente de su poder.

    Culmina con Calígula, que fue el que puso a los senadores en una situación de deslegitimación casi absoluta, demostrando hasta que extremos podía llegar el poder imperial una vez establecido, basado en la demagogia pero sobre todo en la fuerza armada (guardia pretoriana particularmente).

    Por supuesto el contexto socio-ecónomico general es diferente pero los parecidos son suficientes (en particular la evolución república → imperio) y sin duda los ingenieros de este golpe tienen este período en mente. La centralidad está en EE.UU. pero Europa es la “provincia” más importante de todo el imperio y no es concebible el golpe si no se hace también aquí.

    Todo esto viene a preparar el terreno para la “OTAN económica” (TTIP, TISA, etc.) que son tratados “constitucionales” que no aprobará ningún parlamento, con la aprobación de las instituciones de UE basta, ya que la soberanía diplomática se ha cedido a Bruselas, donde el parlamento no es más que un espantajo sin poder.

  2. Oso ona, Maju, benetan! Azterketa sakona eta aberatsa. Galdera da, eta Euskal Herria horretan guztian? Erran nahi baitut euskal langileriaren klase interesak? Zer egin behar dugu guk? Nola antolatu Independentzia eta Sozialismoaren aldeko borroka Euskal Herrian, OTANen inperialismo kapitalistari aurre egiteko? EHBildun? Bertze nonbait? Aliantza zabal bat sortu ezker espainolarekin? Europa mailako mugimenduak? Eta Catalunya? Eta Grezia? Bihotzez eskertuko nizuke horretaz guztiaz zeure iritzia emanen bazenu. Mikesker!

    • Bartuko didazu gastelaniaz zuri erantzuteagatik baina nire euskera zakarra da. Ulertzen dut gehienez baina hitzegitean ia ezin dut.

      Es un problema muy gordo porque por un lado hay necesariamente que mirar a Europa, somos demasiado pequeños para hacer gran cosa nosotros solos, pero por otro lado cuando miramos a Europa casi sólo vemos una falta tremenda de consciencia de clase que parece conducir al fascismo más que a la revolución. Hay algunas excepciones honrosas pero en general el tema se ve mal.

      Yo estoy sin duda a favor de aliarnos en lo posible con la izquierda de donde sea, el problema es si esa izquierda, tanto la de fuera como la nuestra, es lo bastante fuerte como para producir el cambio antes de que el proyecto imperial se haya consolidado. Lamentablemente mi impresión es que no.

      Una de las personas que se ha tirado por esa línea de “ahora hay que trabajar a nivel de Europa”, ya que la opción nacional es muy limitada, ha sido Varoufakis, que, como sabemos no viene de la izquierda radical pero sí que se ha radicalizado mucho a través de su frustrante experiencia política (primero asesorando al PASOK, después como ministro estrella de Syriza y finalmente votando a Unidad Popular a pesar de las diferencias). Cuando planteaba esto en su blog, yo le comentaba: bien, Europa, pero cómo vamos a articular esa “revolución europea”, no hay mecanismos sin contar con lo local, sea nacional o estatal o ambos.

      Precisamente la falta de cohesión y democracia a nivel europeo es lo que facilita ese devenir imperial autoritario y uno se siente casi como un revolucionario alemán en 1848 (que eran burgueses pero vale como ejemplo), impotentes de hecho ante la fragmentación a pesar de algunos éxitos locales. Al final es Prusia la que impone la unidad alemana tres décadas después con otro formato más autoritario.

      Pero la base es esa que dices: ser nosotros/-as con nuestra diferencia e independencia innegociable pero al mismo tiempo establecer alianzas que sólo pueden tener naturaleza de clase. Los vascos somos distintos de los españoles, los ingleses o los griegos pero somos más iguales que distintos, ya que somos humanos y además a nivel europeo tenemos un legado cultural e histórico que nos une. Europa es un poco como India: una “nación de naciones” y además a nivel de lucha de clases es muy difícil realizarla sólo en un marco pequeño como puede ser el de Euskal Herria: si le han hecho lo que le han hecho a Grecia, a Euskal Herria que es la cuarta parte de grande y ni siquiera es formalmente soberana aún, imagina lo que pueden hacerle, hacernos. No debemos renunciar a nada pero debemos buscar alianzas y mirar a Europa como un marco complementario.

      La realidad es que dependemos casi inevitablemente de que ocurran cambios de tipo revolucionario o cuasi-revolucionario en estados o naciones más grandes que la nuestra, quizá no afectando a todo el subcontinente de golpe pero sí a una parte importante. Lo malo es que en otros lugares ven las cosas distinto que nosotros. Pero eso no quiere decir que no se pueda llegar a un entendimiento.

      Respecto a Catalunya, la miro en parte como una referencia y un aliado natural, en particular a la CUP pero también me gusta gente “no nacionalista” como Colau. También miro mucho a Kurdistán, cuya aproximación “post-nacionalista” (confederalismo democrático) es una propuesta muy potente y permite al menos en potencia superar las barreras étnicas de forma flexible, dejando el concepto de “estado” un poco de lado, sustituyéndolo por formatos más flexibles y más acordes con el principio de soberanía popular y la realidad compleja de diversidad del pueblo o los pueblos. Eso no quiere decir que nos olvidemos de la realidad de las naciones oprimidas y la necesidad de liberación en este aspecto, sólo que podemos ser creativos a la hora de forjar soluciones basadas en la clase obrera y el poder popular, que no estamos obligados a pensar sólo en términos jacobino-absolutistas. Esa capacidad de ser creativos en el formato de la solución es una fuerza potencial que nos permite construir puentes entre pueblos-nación y también con las minorías que a menudo están “a caballo” y que se encuentran incómodas al ser forzadas a elegir entre sus afinidades étnicas.

      Hace no mucho, a cuenta de las últimas elecciones, comentaba que a EH Bildu lo que le falla son las ciudades, en particular el Gran Bilbao. Eso es cuando menos anómalo para una fuerza de izquierda y es algo que de alguna forma hay que superar. Hay que seducir al proletariado urbano que se siente vasco a menudo sólo de una forma imprecisa, no militante, y ésto sólo se puede hacer reforzando la praxis de clase, sin renunciar a nada pero quizá siendo un poco menos excesivo en el tema nacional y poniendo más énfasis en la lucha de clases, que es por definición internacional.

      En cualquier caso hay que mirar a fuera y hacer lo posible por favorecer el desarrollo de las fuerzas revolucionarias en Europa en general, porque solos no podemos, creo.

UTZI ERANTZUN BAT - DEJA UN RESPUESTA

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Aldatu )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Aldatu )

Connecting to %s