Home

partidismo-politica_txt_500_001

Autor: Borroka garaia da!

La participación o no en las instituciones burguesas ha sido un debate largo e histórico en la izquierda revolucionaria de todo el mundo. Fue la experiencia del movimiento bolchevique el que asentó un paradigma que ha sido hasta hoy la síntesis más empleada a la hora de analizar esta cuestión. Es decir, que la participación en las instituciones burguesas puede o no puede ser requerida dependiendo de la relación de fuerzas entre las fuerzas en confrontación y las necesidades tácticas del momento. Y que en cualquier caso, esta lucha institucional debía ser de carácter instrumental, ya que el objetivo no es la gestión de la institucionalidad burguesa sino la sustitución de instituciones por otras cualitativamente diferentes, y no solo gestionadas por la clase trabajadora, sino subalternas del poder de la clase trabajadora, que es donde se encuentra la verdadera confrontación frente al poder burgués. Por lo que se da por hecho que meramente mediante la lucha institucional se está totalmente incapacitado para disputar y confrontar el poder real. Es ahí donde se situa la teoria de Gramsci sobre la hegemonía o la de Lenin sobre la toma del poder. Y es ahí en ese punto también donde la socialdemocracia se separa irreversiblemente del socialismo aunque emplee tanto a Gramsci como a Lenin de cobertura dependiendo en qué fase reformista se encuentre. Para la socialdemocracia no existe ninguna otra vía que no pase por las instituciones burguesas y todo lo demás no será mas que accesorio y complemento para ahondar y fortalecerse en el entramado burgués.

Los resultados históricos hasta hoy han sido la total asimilación de la socialdemocracia en la institucionalidad burguesa y la guerra a muerte en las escasas ocasiones cuando experiencias socialistas han logrado éxitos relevantes a nivel institucional burgués y empezaban a raspar el poder burgués debido a procesos paralelos de toma de poder. Y mientras que las condiciones históricas no cambien, no parece que los resultados puedan cambiar. El problema es que las condiciones históricas no van a cambiar hasta que la clase trabajadora tome el poder ( y sepa desplegarlo y socializarlo, que eso es otra historia) y dejé atrás el capitalismo, por lo que nos encontramos en un bucle de derrota y la realidad es la que es: el capitalismo es hegemónico en casi todo el mundo por la fuerza de las armas y el control de la base material y eso hace generar unas mentes tendentes a la aceptación y la sumisión (aunque también a la rebelión cuando se abre paso la conciencia fruto a su vez de un proceso concreto).

En cualquier caso, eso no debe impedir, aunque sea desde la parcialidad de una estrategia global, poner encima de la mesa lo que se ha estado haciendo hasta ahora a ese nivel. A nivel institucional burgués. La conclusión es que prácticamente todos, por no decir todos, los modelos utilizados hasta ahora y los que se siguen utilizando han quedado obsoletos si es que alguna vez fueron adecuados. Modelos enfangados en la partidocracia, en tensión con el poder popular y obrero, con tendencias al personalismo y el presidencialismo. En resumen, modelos que dificilmente han salido de la herencia burguesa por muy populares que sean o hayan intentado ser.

Para el caso concreto de Euskal Herria se hace evidente que el partido o los partidos políticos están muy lejos para poder ser elementos que ayuden a un proceso de cambio real y toma de poder porque precisamente son partidos dependientes de su propio partido, dentro de un esquema institucional dependiente del verdadero poder. Con lo que tenemos desde hace tiempo una mayoría social con base en la clase trabajadora a favor de la soberanía (autodeterminación), contraria a la OTAN (con todo lo que supone de desprendimiento del bloque occidental capitalista) y partidaria de medidas culturales, sociales y económicas que no encuentran acomodo en ninguna de las legalidades impuestas. Esta mayoría social no estructurada ni compactada no puede ser gestionada desde el modelo institucional partidista y los esquemas que se derivan de modelos institucionales conocidos hasta ahora. Precisamente porque lo que necesita esta mayoría social es no ser gestionada sino gestionarse a sí misma siendo protagonista para lo cual los partidos con los modelos conocidos hasta ahora se estarían auto-otorgando una delegación ofrecida por el sistema que al mismo tiempo estaría cortocircuitando el potencial que pueda tener la lucha institucional burguesa cuando precisamente ese potencial es sobrepasar sus límites y sus lógicas.

Si todos los partidos que dicen ser soberanistas o que respeten el derecho de autodeterminación, si todos los partidos que son favorables a procesos sociales que no sigan dictados de la oligarquía, si todos los partidos que dicen que lo que más les importa son las decisiones del pueblo soberano se echarían a un lado y siguieran la tradición vasca circular, no necesitariamos ningún partido ni coalición electoral en las elecciones, sino simplemente una plancha de candidatos y candidatas que ni siquiera tengan que ser “políticos” con ninguna capacidad de decisión ni poder más allá de lo que decidan los sindicatos, movimientos sociales y populares, asambleas bajo ninguna bandera partidista y democracia directa de consultas en todos los ámbitos.Un partido, no partido, sino en todo caso apoyado por estos y otros agentes. Solo algo así podría tanto hacer efectiva esa mayoria social como terminar con la ruptura de puentes entre la clase trabajadora siendo un modelo que pueda desatar el potencial de la lucha institucional burguesa como acompañamiento al proceso popular general (el principal) en el camino a la ruptura.

Claro que la cultura política requerida para desplegar algo así significaría hacer lo que se dice que se quiere hacer. Cosa que no suele concordar en los cálculos finales cuando la cultura partidista en las instituciones burguesas pesa ya demasiado a la espalda.

6 thoughts on “El partido en las instituciones burguesas

  1. EX-preso Lakasta a Arnaldo

    Amigo Gordo o Arnaldo,
    permiteme decirte que tus declaraciones referidas a ATA me parecen, cuando menos, desafortunadas. En mi opinión las diferencias de criterio que no disidencias, nunca deben de ser tratadas al viejo estilo de los partidos tradicionales donde la descalificación se convierte en arma política cuando no electoral. Nosotros/as, esta izquierda abertzale sin cuño personalista, no puede hablar de marginales y mucho menos de anclados en el pasado , eso, perdoname la comparación, es mas propio de aquella Euzkadiko Ezkerra a la que tu y yo combatimos.

    Reconocer la diversidad de una izquierda nunca es contratiempo para un revolucionario, muy al contrario es la oportunidad de la crítica y la autocrítica y todos/as incluido tu necesitamos que nos cuestionen la práctica diaria si realmente queremos mejorar.Te cuento mi caso y lo hago público. Ni soy de ATA ni de SORTU, Estoy a favor desde los setenta de la amnistía ( lo mio no es moda ) , creo y defiendo que mi gente ( que es la tuya ) ha luchado por ideas absolutamente políticas y en consecuencia su tratamiento debe de ser el de presos y presas políticas. El cómo plasmamos esto en la práctica diaria es tan complicado como las diversas opiniones que dentro de la izquierda abertzale tenemos, hay unos que negocian con covite, dignidad y justicia, fiscales ,etc, etc, asumiendo papeles que nunca les correspondió, organizaciones que nunca fueron ETA que piden perdón por el daño causado por el solo hecho de haber sido referentes no armados en la lucha por la independencia de este pueblo, renuncias a violencias que nunca han practicado, históricos de la izquierda abertzale que dan charlas marcando esta vía como un signo de agudeza mientras la realidad de los presos y presas políticas vascas es acumular años de prisión sin posible negociación. .

    Seamos serios, amigo Arnaldo, la ilegalización y la fuerza de un Estado no nos puede llevar a mentir, ni Gestoras, Herri batasuna, Batasuna, Jarrai, Ekin o Segi fueron nunca ETA, eso es un invento de los Gobiernos del PSOE y PP para defender la unidad de España y luchar contra la disidencia. Antes de eso estuvo Roson y sus negociaciones que nos venían a las carceles ofreciéndonos millones de pesetas y trabajos por firmar un papel en contra de la violencia, el GAL posterior que asesinó a diestro y siniestro, las torturas en comisarias que muchos hemos sufrido, la dispersión, los cambios de leyes adecuándolas a cadenas perpetuas que muchos compas cumplen, la legalización final de nuestros organismos.

    ..Defiendo y lo digo claro, que la lucha de este pueblo pasa hoy por la movilización, los barrios, las instituciones, gaztetxes, jai batzordeak, centros de trabajo, etc,etc,etc, pero… y lo remarco, para una normalidad necesitamos que todos los presos y presas vuelvan a sus casas. Y además lo necesitamos porque eso nos divide, en consecuencia la amnistía no es una quimera ni algo que se les ocurre a unos iluminados trasnochados y mucho menos marginales, es un derecho que el futuro de este pueblo necesita, Tratar este tema con la ligereza que lo has hecho no ayuda, al contrario, encona las diferencias y sin proponerte lo alimenta un debate estéril donde la división se agudiza y al final el único perdedor es el pueblo.

    Que haya compas que pidan la amnistia me parece legítimo y nunca censurable, nuestra tarea consiste en ver como adecuamos el camino para que el tren vaya lleno y los vagones no se desgajen en cualquier estación, que SORTU debe de cambiar eso es algo que las urnas nos lo van a decir, Antes en cada elección la mayoría de los/as votantes jóvenes eran nuestra cantera, ahora miran a la abstención o simplemente piensan en si algún día podrán o Podemos, las estructuras se han hecho viejas, las autocríticas son peticiones para el contrario, el cambio, (aquel que ofrecía Felipe en el 82 ) es necesario en nuestra izquierda.

    No te canto el que se vayan por no ser del todo correcto pero no puedo evitar la canción de Tafalla:” Abrir las ventanas que es la amanecida,. ” Y termino que ya es tarde. en comisaria con torturas dijimos que eramos lo que nunca fuimos, si en la legalidad decimos lo mismo mi pregunta es sencilla: Quién tiene la razón ?.

    Un beso compa.

  2. Ayer Otegi estuvo en Barcelona

    para mucho gente ha sido la cara visible de la izquierda abertzale durante mucho tiempo, duramente atacado por representar un movimiento rebelde, perseguido e ilegalizado por los españoles

    mucha gente de la izquierda independentista, o simplemente contestataria, ‘antisistema’ podriamos decir, fue a verlo con cariño y escuchó con atención sus parlamentos y declaraciones

    Se sacaron cientos de fotos, con todo tipo de autoridades y personalidades, pero sus elogios a Artur Mas, su gran defensa -sin ninguna profundidad- de un “procés” que visto des del Països Catalans está totalmente estancado y no avanza a ninguna parte, con un gobierno que se niega a desobedecer al Tribunal Constitucional y no da ningun paso de ruptura, no convencieron mucho, al final del dia hablé de ello con dos personas distintas, una mayor “se parece cada vez mas a Carrillo, también les gustaba mucho a los medios”, otra joven “este empieza a chochear”

    un regusto amargo, pero una lección de que no hay que mitificar a nadie ni identificarlo con una lucha

    saludos

    • El objetivo de Otegi es una ERC a la vasca. No hubiera ido con las CUP en las elecciones sino con los otros.

  3. A mi me parece que nos drena la energia esta constante referencia a tomar el poder las clases trabajadoras como si la clase trabajadora de 2016 fuera la misma que en 1976.

  4. Lo mas jodido es que promulgas que se aparten unos, mientras has hecho campaña para crear otra pata que supuestamente los debiera dirigir. Cada dia te entiendo menos BGD. Desde mi ignorancia….
    OSASUNA

    • Bastante tendría con dirigirse a sí misma esa pata. Así que no creo en eso que dices que digo.

      Lo de apartarse no quiere decir que desaparezca sino que ante unas elecciones un formato diferente tal como he explicado podría ser adecuado.

UTZI ERANTZUN BAT - DEJA UN RESPUESTA

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Aldatu )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Aldatu )

Connecting to %s