Home

Marx-images-e1381939442269

Artículo de colaboración para Borroka Garaia da!. Autor: Kolitza

Hoy en día cualquiera dice lo primero que se le ocurre. Esta especie de democracia conceptual es del agrado del poder burgués, siempre. Las clases dominantes son por naturaleza represoras de la verdad compleja y concreta, y a su vez, instauradoras de un esquema de verdad objetivo y simple, susceptible de asimilación por parte de las clases subalternas mediante mecanismos inmediatos de transmisión. Un esquema de verdad en el cual, por supuesto, dichas clases dominadas no pueden ver reflejada su voluntad de comprensión ni de transformación social bajo ningún concepto, ya que la forma de verdad objetiva, mediática, neutral, no consiste sino en la visión dominante, unilateral, de los fenómenos antagonistas.

Sólo así puede entenderse la gratuidad con la que algunos hablan sobre nuestros muertos. Salir a la caza de los muertos para ganar unos votos sólo puede formar parte de una psicología patológica, incapaz de sentir vergüenza de sí misma; una psicología sólo susceptible de ser formada en un contexto capitalista. Es ahí donde deben ser enmarcadas las palabras de Pablo Iglesias Jr., quien preguntado por la posibilidad de confluencia entre ”comunistas” (IU) y ”socialdemócratas” (Podemos), no pudo por más de contestar que Marx y Engels eran socialdemócratas.

Aclaremos unas cuantas cosas; Pablo Iglesias no es ni siquiera un socialdemócrata. Alberto Garzón no es, desde luego, un comunista. Ambos representan exactamente al mismo sector ideológico; un sector que ancla su lectura de la crisis en la más pura tradición liberal europea, sobre la base de la economía mixta y el problema del subconsumo, y que sobre este planteamiento equivocado construye su teoría de la hegemonía, todavía más falsa que la anterior.

Marx y Engels, por su parte, no sólo no tienen nada que ver con esa chapuza teórica, sino que combatieron con todas sus fuerzas este tipo de falsedades en el campo de la teoría, y este tipo de maniobras en el campo de la política.

Valgan las siguientes citas para dejar clara la oposición frontal y radical que ambos pensadores revolucionarios sentían por este tipo de facciones reformistas.

(Carta de Engels a Bernstein, a 12 de Marzo de 1881)

‘’(…) es pura y simplemente una falsificación interesada de los burgueses de Manchester el llamar ‘Socialismo’ a toda intervención del Estado en el juego de la libre competencia: tarifas proteccionistas, reglamentación de corporaciones, monopolio de los tabacos, nacionalización de determinadas ramas de la industria (…) debemos CRITICAR ese punto de vista, pero no DARLE FE (el subrayado es de Engels). Si lo creemos, si fundamentamos sobre ello una exposición teórica, ésta se vendrá al suelo junto con sus premisas, en cuanto se demuestre que ese pretendido socialismo no es otra cosa que reacción feudal, por una parte, y por otra parte un pretexto para poner en funcionamiento la plancha de hacer billetes, con el deseo, como segunda intención, de transformar la mayor cantidad posible de proletarios en funcionarios y retirados dependientes del Estado, es decir, de organizar, al lado de un ejército disciplinado de funcionarios y militares, un ejército no menos disciplinado de trabajadores. Substituir la presión electoral de los contramaestres por la de los superiores jerárquicos dependientes del Estado-¡Qué hermoso socialismo!- A eso es a lo que se llega cuando se deposita la confianza en el burgués, cuando se cree lo que no cree él mismo, pero que finge creer: que el Estado es… el socialismo…’’

(Marx, Crítica al prgrama de Gotha…)

‘’…Eso de ”educación a cargo del estado” es absolutamente inadmisible…nombrar al estado educador del pueblo! Lejos de esto, lo que hay que hacer es substraer la escuela a toda influencia por parte del gobierno y de la Iglesia….

Pese a todo su cascabeleo democrático, el programa (se refiere al programa reformista de Gotha) está todo él infestado hasta el tuétano de la fe servil de la secta lassalleana en el Estado; o-lo que no es mucho mejor- de la superstición democrática; o es más bien un compromiso entre estas dos supersticiones, ninguna de las cuales tiene nada que ver con el socialismo.’’

(otra vez Marx, Crítica al programa de Gotha…)

‘’…es equivocado, en general, tomar como esencial la llamada distribución y hacer hincapié en ella, como si fuera lo más importante. La distribución de los medios de consumo es, en todo momento, un corolario de la distribución de las propias condiciones de producción. Y ésta es una característica del modo mismo de producción. Por ejemplo, el modo capitalista de producción descansa en el hecho de que las condiciones materiales de producción les son adjudicadas a los que no trabajan bajo la forma de propiedad del Capital y propiedad del suelo, mientras la masa sólo es propietaria de la condición personal de producción, la fuerza de trabajo. Distribuidos de este modo los elementos de producción, la actual distribución de los medios de consumo es una consecuencia natural. Si las condiciones materiales de producción fuesen propiedad colectiva de los propios obreros, esto determinaría, por sí solo, una distribución de los medios de consumo distinta de la actual. El socialismo vulgar (y por intermedio suyo, una parte de la democracia) ha aprendido de los economistas burgueses a considerar y tratar la distribución como algo independiente del modo de producción, y, por tanto, a exponer el socialismo como una doctrina que gira principalmente en torno a la distribución. Pero una vez que está dilucidada desde hace ya mucho tiempo la verdadera relación de las cosas, ¿Por qué volver a marchar hacia atrás?’’

Pues esa misma pregunta es la que nos hacemos nosotros. Pero la nueva democracia burguesa, no se contenta con negar la validez de los postulados revolucionarios, como lo hacía antaño el reformismo de Bernstein, Bauer, etc. mediante la publicación de sólidos tratados científicos. No. La nueva democracia, con sus argucias de lenguaje, con su dejadez característica al saberse a salvo de la denuncia, al saberse impune porque habla a una clase obrera ideológicamente indefensa, una clase obrera completamente desconectada de los debates políticos que la han constituido; esa nueva democracia, llega al exceso del insulto, de la infamia, e identifica su reformismo y desidia nada menos que con las figuras de Marx y Engels, catalogando a estos con el que calificativo de socialdemócrata. Una nueva democracia cuyo conjunto de postulados no resistiría ni al primer párrafo de tratados sobre la acumulación capitalista de la talla de pensadores realmente comprometidos con la clase obrera como p. ej. Grossmann o Mattick.

Pero ¿cómo salir de la ofensiva de clase en la que estamos instalados (como víctimas) con semejantes chapuzas conceptuales, y con toda esta infamia de doctrinas falsas?

Tiene razón Pablo Iglesias. Ya basta de significantes. Es hora de hablar de significados. Ya basta de líderes demócratas que se declaran Marxistas por un puñado de votos, pero no hablan de la crítica de la economía política ni de la teoría de la revolución. Los hay también entre nosotros, en Euskal Herria,.. Mutato nomine de te fabula narratur

Hay tres elementos cuya presencia o ausencia en el discurso político delata la existencia o no de un movimiento revolucionario en la modernidad capitalista. Nunca falla. Son los siguientes:

1-Una teoría y una estrategia de reapropiación (o expropiación) popular de todas las condiciones del metabolismo social; de los medios de producción, de las formas de organización social de la producción, del territorio y de los recursos. Abolición del Capital y de sus leyes de propiedad privada y apropiación, por lo tanto.

2-Modelo de producción y de organización de la producción que supere la forma del trabajo moderno, o trabajo abstracto, y que difumine la frontera de división jerárquica del metabolismo social en trabajo productivo e improductivo; o trabajo y no-trabajo.

3-Modelo de construcción de la comuna, modelo de construcción de una nueva forma histórica de síntesis social más allá del valor de cambio y del intercambio de equivalentes, basada en la solidaridad entre personas y grupos humanos, y que sea susceptible de articulación a escala social.

Ya es hora de separarnos de aquellos y aquellas a los que no les interesen estas cuestiones, a los que nada nos une, más que nombres vacíos como ‘socialismo’, ‘marxismo’ o ‘izquierdas’. Esos ‘significantes’ está empezando a ser un lastre que nos ata de mil modos invisibles a los fondos plomizos del reformismo burgués, del palo y la zanahoria de esta sociedad autoritaria, de esta dictadura de clase.

En lo que respecta a Euskal Herria, bajo mi punto de vista, es urgente constituir al menos dos líneas de discusión política; ideológica y estratégica, por parte de todos los sectores, colectivos y organizaciones que estemos interesados en configurar una respuesta a los problemas arriba indicados de la abolición de la propiedad privada y el Capital, abolición del esquema del trabajo, y construcción de la comuna revolucionaria. Dos líneas de debate que son a su vez dos líneas de trabajo que a largo plazo puedan constituir un nuevo movimiento político revolucionario en nuestro país.

21 thoughts on “Marx, la democracia burguesa o la revolución

  1. Kolitza te felicito y me alegro, en particular, por el parrafo siguiente: ” Una nueva democracia cuyo conjunto de postulados no resistiría ni al primer párrafo de tratados sobre la acumulación capitalista de la talla de pensadores realmente comprometidos con la clase obrera como p. ej. Grossmann o Mattick”. De alguna manera siento que esta habiendo algunas evoluciones entre diferentes grupos y personas. (1)

    Nombrar a ambos autores es de alguna manera tomar partido, si hablas de Grossmann, estas hablando de Rosa Luxemburgo, corrigiendola, pero continuandola, frente a un Lenin que copia al socialdemocrata de derechas Hilferding… Si hablas de Mattick, estas hablando de un seguidor de Grossmann, y la tendencia objetivista, pero consejista de la revolucion alemana, del KAPD, frente a la bolchevizacion forzada pretendidamente impuesta por la tercera internacional leninista..

    Te felicito que te atrevas, el camino es largo, con mil vueltas, y grupos muy diversos, debates cerrados, pero algunas cosas muy importantes que descubrir. Mil y una fracciones, en el camino, y de todos los destinos del planeta. Y aunque puede que lo sepas se estan dando debates en la actualidad, en estos mismos momentos (te suena el debate “valor y lucha de clases”).

    Pues bien animo, no se trata de criticar a la democracia burguesa, es que toda democracia es burguesa por propia naturaleza, pues no es siempre y no mas que la aplicacion del principio de separacion (desigualdad social versus igualdad juridica) en toda sociedad mercantil; no se trata de pretender constituir una corriente politica sino que se trata de abolir la politica misma, la dilucion del Estado, del poder … no habiendo actividad ni ejercicio, de que sirve. No se trata de “comunalizar”, sino de comunizar la sociedad toda, de nuevos seres humanos..

    ondo izan.-

    =====================

    (1). En el blog de Agintea Hausten, suelen introducir articulos muy interesantes:

    https://aginteahausten.wordpress.com/author/aginteahausten/

      • Precisamente Grossmann escribe a partir de Rosa Luxemburgo, en la discusion con Otto Bauer, la discusion sobre los esquemas de reproduccion…. Y si Lenin se situo en aquella discusion en una posicion “comoda”, siguiendo a Hilderlfing, con la tesis de la “desproporcionalidad” entre los sectores I y II como explicacion valida, disfuncionalidad, respecto de la parte no realizada de la plusvalia (por subconsumo obrero), que destacaba Rosa. La respuesta de Rosa fue que esta (plusvalia) debia realizarse necesariamente afuera del capitalismo (el capital como sistema abierto o sistema cerrado ese era el dilema), lo cual es erroneo, porque el capital no sufre por exceso de plusvalia (es decir no es una crisis de realizacion), sino por escasez (de plusvalia insuficiente). Y esta es la tesis de Grossmann, recuperar el capitulo 24 y defender junto con Rosa la tesis de Marx de “limite objetivo” o “limite historico”, abandonada por la socialdemocracia (Kautsky, Hilderlfing y por supuesto Lenin), dedicada al evolucionismo..

        En consecuencia, lo que resulta absolutamente gratuito es tu comentario.

  2. Es muy evidente que los candidatos y sus programas son capitalistas.Incluidos los “nuestros”. Algunos se creerán de izquierda. Otros lo serán. Pero todos lo ocultan cuidadosamente, como dices, “por un puñado de votos”.
    La cuestión es que nadie promete, ni se atreve a prometer, sustituir el capitalismo, ni entregar los medios de producción al trabajador, ni nada que se le parezca. A lo sumo, todos (Rajoy incluído) aseguran que otro capitalismo es posible. Y eso se lo hemos oído al liberalismo, a la socialdemocracia, a la democracia cristiana, al fascismo y al Plan Marshall. Entre otros.
    O sea que, después de la elecciones, saldremos (o no) de esta crisis y nos quedaremos sentados en manos del Estado, hasta que llegue la próxima.
    También es verdad (viene a decir Petriko) que “democracia” y “burguesa” es una redundancia. De la misma manera, “Estado socialista” es una contradicción. Ambos son conceptos encubiertos que pretenden tener la mejor fórmula para salvar al Capital. Así que…¡a votar camaradas¡ El capitalismo nos necesita.

  3. Pues sí petri, hay que tener muy en cuenta a todos los que han teorizado para proveernos del arma fundamental; la teoría de la crisis, sin la cual no podemos sino extraviarnos en todo tipo de reformismos.
    Realmente, de lo que se trata es de investigar, en lo que respecta al poder burgués, los límites y el alcance de estos límites. Para eso desde luego Grossmann es un elemento fundamental. Rosa Luxemburgo, como sabes, tiene el mérito de haber señalado la conexión interna entre la teoría del subconsumo y el desarrollo ilimitado con el reformismo izquierdista (conexión que vuelve a manifestarse en nuestros días). De nuevo, la cuestión estriba en la ciencia y su conexión con la política.
    Todos los partidos políticos de izquierdas en el estado español enmarcan su lectura de la crisis fuera de la teoría de la crisis del materialismo histórico; todos dan por ‘naturales’ e insuperables las formas elementales y las categorías fundantes del capitalismo, y todos consideran posible, como dice jose mari, la constitución de un nuevo modelo de aucmulación, o lo que algunos han dado en llamar, a partir de la expresión de sarkozy, la ‘refundación del capitalismo’.
    Hay que investigar, por un lado, si es posible un nuevo modelo de acumulación, una nueva ampliación de la tasa de plusvalía que contrarreste la caída de la tasa de ganancia, mediante las consabidas estratagemas de contratendencia (aumento de la explotación relativa de la fuerza de trabajo (consecuencia: impotencia), imperialismo extremo (consecuencia: posbilidad de guerra mundial), subsunción de nuevas esferas de actividad (por ejemplo la doméstica) (consecuecia: obvia), aumento extensivo de la producción y el consumo (consecuencias ecológicas brutales…) etc, etc…) o si realmente la cosa ahora va en serio, y el proceso de acumulación está entrando en una crisis permanente.
    Si así fuera, (yo creo que todavía no), los proyectos revolucionarios, de abolición del capital y construcción de la comuna, avanzarían sobre un suelo de granito.
    Desde luego no se trata de teorizar la crisis para pronósticar el derrumbe puramente económico del capitalismo (kurz), el propio grossmann alerta ante esta posible malinterpretación. Se trata de teorizar para percibir el momento de debilidad extrema del capital, el momento preciso en el que todo se juega a dos cartas; mutar las relaciones de dominación bajo una nueva forma histórica más allá de la producción de plusvalía, o la revolución comunista, comunalista, colectivista o como se quiera llamar, que desde luego no tiene nada que ver con el estado.
    Fíjate bien; no hay más que ver como esta crisis, que es un mero síntoma de las dificultades de acumulación, ha puesto inmediatamente sobre la mesa a un amplio número de grupos dispersos que han vuelto a debatir sobre la posibilidad de la revolución, o sobre cuestiones como la abolición del trabajo abstracto, la expropiación de los medios de producción, o la construcción de la comuna…
    Pero hay que situar a la gente, porque la gente está muy perdida en las formas mistificadas del pensamiento burgués, en relaciones sociales que aparecen como eternas y necesarias, y a partir de ahí piensa la gente lo político. Yo si creo que desnaturalizar esas relaciones sociales y esa forma específica de propiedad consiste en un gesto político.
    Bueno, por ahí van los tiros, ya hablaremos.

    • Bueno Kolitza, fenomeno que sigas preguntandote y preguntando.

      Respecto al proceso de acumulacion de capital, no hay nuevo ciclo, y no pueden lograrlo, lo han intentado todo: el neoliberalismo es eso, el intento por reanimar el proceso, pero este del estancamiento a la decadencia.esta completamente agotado, paralizado…. Se sorprenden algunos autores que precisamente en la fase actual de onda larga, ocurra que ha incrementos de la deuda el PIB mundial sencillamente este siga impasible.

      Respecto a las contratendencias a la caida de la tasa de ganancia, han actuado sobre las tres tendencias principales: masa de plusvalia, incremento de la tasa de plusvalia, y aumentos de la rotacion de capital. Pues bien, la respuesta dada por el capital en toda la fase (a partir de los 60), iba en esa direccion, expansion del capital via globalizacion y universalizacion (incremento de la masa de plusvalia); toyotismo (incremento de la tasa de plusvalia). junto con revolucion en transporte, comunicaciones y finanzas (incremento de la rotacion de capital). El resultado obtenido no es una nuevo ciclo de acumulacion de capital sino la crisis japonesa.

      El caracter actual es que la caida de la tasa de ganancia ya no solo es relativa, sino que ha entrado en un proceso ‘absoluto’, el capital esta friendose por dentro, el capital ya no puede reproducirse, la masa de plusvalia extraida es inferior a la invertida. El tema central, que lo plantearon y recuperaron tanto Rosa como Henryk, por ejemplo, es el de los “limites historicos” del capital, esto ya lo plantea directamente Marx en los Grundisse, y por supuesto dejado de lado por toda la socialdemocracia.. Es decir, el capitalismo se ha convertido en anacronico, ya no es su tiempo, ya no puede continuar, no puede ir mas alla (sus sueños humedos de colonizacion del espacio, de transhumanizacion o revolucion biologica o robotica, son incompatibles con su nucleo de acumulacion].

      El problema que conlleva Grossmann es que puede conducir al “objetivismo”, es decir, a una supuesta hipotesis de que se produce la resolucion del capital por leyes objetivas, pero desde el lado del capital [versus o de modo ajeno al principio de totalidad]… En un articulo del colectivo y de revista Aufgabe que estuve enlazando hace un tiempo en este mismo blog, lo explican de forma sencilla (si te interesa buscalo en este blog).

      Bueno, no sigo que me lio, animo y sigue escribiendo.

      ————————————

      • Perdonadme por meterme en medio, y entrar en un asunto que no domino, O sea, que solo conozco desde la Historia económica. Pero tengo algunas cuestiones sin resolver, desde mi ignorancia. Primero: Podemos estar seguros que (una vez mas) el capitalismo está derrotado, paralizado…Otras veces ha estaod incluso peor (1929, 1974,,,) y ha salido del pozo. Y no es de fiar. Tiene todavía recursos que ni ellos mismos conocen. De otro lado, si estos síntomas estaban ya en presencia en tiempo de Rosa de Luxemburgo, Marx o Lenin…no es extraño que no haya caído todavía?.
        A mi me parece que en tu análisis falta el papel de la clase. O sea, en términos de literatura clásica, falta el enterrador del capitalismo. Pero no solo este, sino también la clase que acabe con el capitalismo. La teoría está disponible. Y como pasaba cuando la revolución burguesa, se venía consolidando el modo de producción y la superestructura ideológica desde dos siglos antes de la toma de la Bastilla y las guillotinas de París. Qué nos falta? Tenemos listo u modo de producción socialista? Tenemos una clase dispuesta a tomar el poder y ejercerlo en modo comunista? Tenemos armas para tomar la Bastilla y guillotinas para hacer justicia?

        • Josemari, metete por donde quieras, bienvenido. El capitalismo no es derrotado, sino agotado, por que no puede crear nueva plusvalia para que siga funcionando la reproduccion ampliada, y por tanto la acumulacion de capital, comienza primero a ralentizar, y finalmente a paraliarse, El capital, valor que se valoriza, debe de emplear un mayor valor superior para obtener un valor inferior. Esto es el capitulo 24, tendencia a la caida de la tasa de ganancia.Lo que le comento a Kolitza, es que ya no estamos ante una tendencia, es decir a que esta es relativa, ya sea ciclica, temporal, de sobreproduccion o subconsumo, sino que hemos entrado en una fase de caracter absoluto, el valor se desvaloriza, no hay nuevo valor por obtener, y el capital se esmera y esfuerza..

          ¿El capital es muy listo y siempre encuentra salida?. La salida a la crisis del 29, fue un periodo de dos guerras mundiales, primera y segunda, con cerca de 100 millones de muertos, esa fue su salida, destruir capital constante (fabricas, ciudades, infraestructura, etc) y fuerza de trabajo (los obreros y las madres, las esposas, y los hijos de esta). Este fue su saneamiento, para abrir el periodo de crecimiento keynesiano….. ¿Donde estamos ahora?. Una guerra convencional “actual” (sin el empleo atomico o biologico), es decir, una guerra industrial convencional, si suponemos una potencia de fuego actual que tan solo fuera 10 veces superior –que va a ser que no— supondrian 1000 millones de muertos, ¿pero resuelve algo?, ¿hay algun espacio de expansion del capital siguendo a Rosa?. No, no lo hay. Es decir una guerra ni aun asi solucionaria nada, porque no hay mas desarrollo posible del capitalismo, para se reinicie un nuevo ciclo de acumulacion, porque no hay nuevo valor, nueva plusvalia por extraer, si aplican la robotica, se acabo el tinglado, el capital constante (los robots) no generan nueva plusvalia, solo trasfieren el valor..

          Me dices que a mi analisis, le falta el sujeto, Mira la verdad no estaba haciendo ningun analisis, Pero si lees mi mensaje, lo estaba diciendo especificamente, para superar el objetivismo,, recomendandole la lectura de un articulo de Aufheben. En Marx, no existe “objeto” y “sujeto”, dos entidades separadas, existe un y solo una realidad, el principio de totalidad, el sujeto no actua sobre el objeto, esta en el mismo imbricado. [A ver si lo encuentro en este mismo blog: (1)]

          No se puede tener listo el “modo de produccion socialista”, porque a diferencia de las clases dominantes precedentes, estas crearon y fueron creadas por el mismo proceso historico, la burguesia se crea en el regimen de servidumbre, y alcanza su desarrollo economico, para lanzarse al asalto del poder. El proletariado, en cambop, debe de tirarlo todo abajo, desahacer este mundo, para poder llevar adelante su proyecto, que ademas es un proyecto de autodisolucion, El proletariado va al socialismo no para seguir siendo obrero, sino para dejar de serlo.

          No se trata de una revolucion politca, sino de una revolucion social. No se trata de “tomar el poder”, sino de iniciar una nueva civilizacion humana.

          Con esto y un bizcocho hasta mañana a las ocho.

          ===================

          (1). Colectivo Aufheben
          ¿Teoría de la decadencia o decadencia de la teoría?
          http://www.hommodolars.org/web/spip.php?article3708
          http://www.hommodolars.org/web/IMG/doc/teoriadeladecadenciaodecadenciadelateroia_1.doc

          • Principalmente, el capitalismo no puede crecer más porque los hidrocarburos fósiles, que son el motor del sistema (el 80% del consumo de energia) están en decadencia.
            Por eso no puede seguir acumulando capital, porque cada año hay menos que el anterior.
            Por eso las clases populares tienen cada vez tienen menos proporción de la riqueza. Las clases dominantes quieren seguir acumulando como lo hacían hasta ahora y de lo único que pueden rascar es del latrocinio de las clases populares.

            • Eso es falso, el capitalismo se ira a pique, y seguira habiendo hidrocarburos, Fijate lo que esta ocurriendo ahora mismo, un recurso escaso, el petroleo, cada dia tiene un precio menor, no es esto una paradoja extraña,

              • “Eso es falso”?????
                Como te atreves a decir que es falso sólo por un hecho circunstancial? El precio del petróleo ha bajado porque la gran crisis mundial ha bajado la demanda por debajo de la oferta. La verdad es que te solía leer con atención.
                Con tu actitud demuestras tu ignorancia.

                • Pues claro que es falso, el capitalismo nacio antes de la segunda revolucion industrial (la del petroleo y la electricidad a finales del siglo XIX), asi que haya petroleo o no lo haya, no es fundamental a la existencia de relaciones sociales capitalistas. Asi mismo, puede existir un ecologico capitalismo, igual de explotador, como lo es el “capitalismo verde”. La indudable y poderosisima fuente de energia que ha supuesto el petroleo para el desarrollo de las fuerzas productivas, no es un factutum imprescindible, para que continuase el trabajo asalariado y la acumulacion de capital.

                  El capitalismo caera por sus contradicciones, como lo son la propia lucha de clases y por supuesto el agotamiento en su capacidad para reproducir y continuar la acumulacion, en una gigantesca crisis social.

                  Y en ese escenario, aun asi, puede que se queden superpetroleros flotando por el oceano cual buques fantasmas, y los jeques arabes jugandose los camellos a los chinos en la sala de valvulas de los oleoductos.

                  Y si me atrevo a decirtelo, es lo que tiene tener opinion propia, mejor o peor. Al fin y al cabo todo conocimiento no es mas que una medida de la ignorancia.

                  ======================

                • Antes del petróleo venía el carbón.
                  Yo no te estoy diciendo que el capitalismo no pueda caer por la lucha de clases. Lo que te digo es que el capitalismo está muy tocado por la llegada al cénit de la producción de hidrocarburos fósiles, que son el petróleo, el gas y el carbón.
                  Dices que puede existir el capitalismo ecológico?

                • Vamos a ver , quieres decir algo en particular… si antes del petroleo como fuente de energia en la segunda revolucion industrial, se empleaba el carbon como fuente de energia en la primera revolucion industrial…. y antes del carbon, se emplearon otras fuentes de energia del tiro de fuerza animal al hidraulico o al eolico…La historia desde la perspectiva marxista no se contempla da partir de sus fuentes energeticas, sino de su especificidad de apropiacion del excedente social, la historia no es una historia tecnologica sino una historia social.

                  Que tu no me estas diciendo que, ya cambias de bando, en un post anterior me dices: “el capitalismo no puede crecer más porque los hidrocarburos fósiles, que son el motor del sistema (el 80% del consumo de energia) están en decadencia.
                  Por eso no puede seguir acumulando capital, porque cada año hay menos que el anterior.”…. Ergo, el capitalismo llevado a su ultimo extremo dependera del agotamiento del petroleo, es decir su suerte se mide de acuerdo al inventario petrolero…Eso es lo que dices tu. Pues bien, te digo y te repito que no, que eso es falso,es mas te enredo un poco mas la cosa, y te digo que “el petroleo” no tiene “valor”, puesto que no es producido por el trabajo asalariado en su contenido, aunque si en su extraccion. El petroleo deviene renta, y esta se obtiene de la oferta y demanda de del mercado.

                  Mas…El cenit del petroleo, bien y que importa, por muchos menospozos que se descubran en la actualidad, supondra una crisis de recursos para el capitalismo, no una crisis capitalista. El capitalismo la resolvera de un modo u otro, o no la resolvera, pero por muy ecologica que fuera una hipotetica “economia o sociedad”, el capitalismo podria seguir existiendo perfectamente. Sus crisis vitales no provienen de la ausencia o presencia de recursos, sino de sus contradicciones internas, como son la imposibilidad de reactivar la acumulacion de capital y la misma lucha de clases.

                  ¿Puede existir un capitalismo ecologico?, Eso es lo que pretende el capitalismo verde, el decrecimiento, o la desarrollo sostenible, ya fuera con la instauracion de un ciclo virtuoso de produccion-reciclaje-produccion, la generalizacion de energias no fosiles o la res bajo condiciones de consumo responble con eficiencia energetica y tecnologica. Pues bien ese es su sueño, como si el problema del capitalismo fueran la conservacion, empleo, distribucion de recursos, a lo que agregan que para se conserven tales recursos hay que “valorizarlos”, es decir, supuestamente ponerle precio, “el que contamina paga”, “el agua limpia tiene un precio”, o el aire o todo lo que fuera.

                  Frente a esto lo que yo veo es que en lugar de una “crisis de recursos”, es decir de una hipotetica escasez de “oferta”, es mas bien de “escasez de beneficios” propia del mismo capital, que debe de llevar la mercantilizacion de la vida hasta el ultimo nicho (1),

                  Esa hipotetica “escasez de recursos” es una escasez especifica del capital, que en su reproduccion ampliada de acumulacion ha necesitado en su fase expansiva el empleo sucesivamente creciente de cada vez mayor de recursos y medios de produccion, precisamente lo que te señalo es que mas alla de que disponga de mas o menos recursos, la paradoja del capital es que al “crecer” dispone de cada vez menos de plusvalia, en terminos relativos requiera de mas medios y recursos para obtener menos, tanto menos que ya no puede ni siquiera reproducirse.

                  Expresado de otro modo, bajo una hipotesis distinta, si supusieramos un escenario de recursos de todo tipo tanto de materias primas y energeticos, ilimitadas e infinitas. La cuestion a preguntarse seria, ¿el capitalismo se agotaria tambien?. Mi respuesta, y la de muchos, es que si….los que dicen que no, son los apologetas del capital, que desean que este fuera eterno, y ocultan lo que es un cutre orden social, mortal y caduco

                  ===================================
                  (1). [Nota: ahora que estan descubriendo que virus, hongos y bacterias tienen utilidad medica, las aplicaciones terapeuticas de la mierda humana, como ya lo estan haciendo,, tendran “valor” …siempre se ha dicho que si la mierda valiera, los pobres naceriamos sin culo, parece que lo van a lograr]

  4. Creo que en esta intervención está incluido casi todo lo que habría que hacer. Pero hay una frase, que no debería pasar desapercibida: “la cuestión estriba en la ciencia y su conexión con la política”. Esto puede ser importante.
    Si no me equivoco eso sería lo mismo que decir: la ciencia política ha hecho su trabajo. Casi está terminado con el desarrollo teórico el marxismo, que sigue o se ha retomado en nuestros días. Pero lo que falla es su aplicación política. Y en esa aplicación política venimos fallando desde hace casi doscientos años. Porqué? Por aburguesamiento, por traición, por miedo…o por dejar el mando y la labor de enlace a las élites de la ciencia y de la política. En especial a los partidos, sindicatos o pensadores?
    Siempre suponemos que es el pueblo. O sea, la clase trabajadora, la que tiene que protagonizar los cambios. Y resulta, que lo único que protagoniza, con sus protestas, movilizaciones, sacrificios, entrega…son las reformas. Las reformas que, sin duda, le proponen sus “representantes” políticos y sindicales, pero que asumen como propias y en las que cree.
    La conexión de la ciencia y la política ha fracasado. Sea por lo que sea. Pero no solo eso. También se ha bloqueado la relación entre la ciencia política y las masas. Hay una separación brutal entre los entregados a la investigación política y la conciencia popular. Desde luego, que es por culpa de la educación y la intoxicación burguesa. Pero también de los errores del activismo teórico de izquierda, que muchas veces se conforma con este parnaso de la certidumbre y que no ha sabido romper la pedagogía de las aulas corrompidas.
    Si la ciencia política hace tiempo que ha llegado a la conclusión científica y empírica de que el capitalismo es el enemigo. Que no va a solucionar los problemas y que apenas los maquilla y aplaza. Y hay que no hay que darle mas plazos, sino acabar con el sumariamente…Porqué entonces los trabajadores no tienen conciencia de ello. Qué ha pasado con las históricas “correas de transmisión” ? Porque se dejan arrastrar al economicismo reformista, que vienen denunciando los teóricos marxistas desde el s. XIX. Porque la idea fuerza del anticapitalismo, en lugar de ilusionar a las masas, y convertirse en propuesta y programa de los partidos, las asusta?.
    No se si será porque hemos desatendido un aspecto de la labor social: el pedagógico. La ruptura pedagógica de la ideología dominante.
    No se si porque nunca nos atrevemos a llamar al reformismo por su nombre, aunque el reformista sea un obrero, un activista entregado…uno de los nuestros. Y estemos sentados con el la misma mesa. Al lado. Aparentemente al lado. Pero, en realidad, enfrente.

  5. ¿El debate consiste en comprender las condiciones de la crisis como objetivo, como punto de llegada? o como punto de partida para plantearse “puntos de llegada” de más largo alcance.

    Es verdad, el capitalismo tiene más vidas que un gato…miremos su capacidad resolutiva asesinando a millones, es decir, si nuestro debate es para confirmar que el capitalismo crea condiciones materiales para la revolución, podemos darlo por zanjado.

    No podemos prescindir de la subjetividad porque es precisamente que los límites del desarrollo capitalista los impone la lucha de clases. Apuntalar la tesis de que el factor subjetivo y su acción son lo decisivo, lo que únicamente puede imponer una caducidad definitiva al sistema económico es lo que creo apunta Lorenzo…

    La crisis objetivamente ayuda pero no resuelve. Y lo preocupante es que estamos muy muy verdes, en la profundización en la relación entre la crisis capitalista y el sujeto revolucionario. Se dice que éste debe ser una “fuerza material”, que exprese la “unidad de la consciencia con las condiciones objetivas”, pero sólo como planteamiento, sin mayor explicación de qué significa esa unidad, ni orientación sobre el camino para conseguirla. Es decir, no concretar y como afirma Lorenzo… la conexión entre ciencia, política.

    Aunque a Petri no le guste quiero sacar a colación a Lenin cuando habla en 1920 de la ley fundamental de la revolución es ninguna la necesidad de poner el peso en el elemento subjetivo cuando dice que los síntomas de una situación revolucionaria consisten en que ni los de abajo ni los de arriba pueden vivir a la antigua. Lenin está mostrando tres consideraciones: que el factor crisis está presupuesto, por lo tanto, las condiciones objetivas se dan por hecho, (cosa que incluso yo pienso aún no han llegado); que todo depende de los actores sociales implicados, del elemento subjetivo, y otra no menos importante, que el resultado no está prescrito ya que los de abajo deberían adoptar una nueva posición, QUE PUEDE SER la de la revolución o el de la reforma ya que también “los de arriba”, se mueven y estarán obligados a buscar un modelo de asimilación de los de abajo y una reestructuración de las condiciones de su dominio.

    La reestructuración del sistema hace que la élite económica acabe llevando la delantera estratégica e impide la creación a los de abajo de un MARCO NUEVO de democracia económica y socialista o en el mejor de los casos…cuando la revolución ha tomado el poder…el desarrollo de esa democracia socialista queda sin desarrollarse. La misma presión externa a ella y las contradicciones internas la llevan a convertirse en un código penal.

    En cualquier caso, si la situación de crisis se resuelve por la vía de la reforma, o sea, de la búsqueda de una salida para el capital, (descartado para algunos ya que piensan que este sistema se encuentra en derrumbe ya y no en sus límites objetivos…) con toda seguridad incluirá el pacto social que permita la solución de los problemas que el modelo económico acarreó al proceso viejo de acumulación.

    En otras palabras, se habrán extendido una vez más los “limites objetivos” del capitalismo, y habrá que esperar la próxima oportunidad para la revolución y su sujeto consciente.

  6. Ya que estamos animados y tenemos que distraernos del adefesio electoral, me gustaría incluir otras reflexiones. Insistiendo en que no soy un gran lector de los clásicos. Y solo un aficionado a la Historia económica, de esos que siguen creyendo que el mejor texto que se haya escrito nunca sobre esto, es el Manifiesto Comunista. Por su capacidad de análisis y de comunicación. Su valor pedagógico. Para lo que fue escrito.
    —-
    Sobre el problema de la tasa de ganancia, su caída o su parálisis. No se si está muy bien explicado en los clásicos. O si estos se referían mas bien a una época, en la que parecía claro e inminente la “autocaída” del sistema.
    De todos modos tampoco se si el problema estaría, entonces y ahora, mas en el reparto que en la cantidad (absoluta o relativa). La acumulación de Capital (estamos hablando de medios de producción…no?) existirá siempre que exista apropiación de plusvalía. Siempre que haya Trabajo explotado, que realiza en el mercado mas Capital, que el que recibe en pago. Otra cosa ya no sería capitalismo.
    No se si esto es así. Pero parece claro que la tasa de ganancia puede mantenerse a condición de que disminuya el nº de perceptores beneficiarios de plusvalía (¿tendencia monopolista?) y aumente el de quienes lo padecen (tendencia a la proletarización).
    —-
    Sobre las crisis. Yo no me fió que sean las crisis internas las que acaben con el capitalismo. Creo que Marx, en el s. XIX, decía que las crisis internas rejuvenecían al sistema. Schumpeter. en el XX repetía casi lo mismo. Engels (1825 en adelante), escribió sobre las crisis cíclicas de entonces. Que se repetían, aproximadamente cada diez años. Con las mismas características.
    Aunque, ahora las crisis ya no son juveniles, ni de crecimiento, sino de madurez…Me fío mas, como cualquier activista, de las crisis “externas”. O sea, las que puede provocar la lucha de clases, llevada a sus últimas consecuencias. La que pueden protagonizar trabajadores conscientes con su acción consciente. Que saben, y quieren, acabar con el capitalismo.
    Y aquí es donde creo que fallamos. Por lo menos en la Europa desarrollada. Y desde el periodo keynesiano. En efecto, el Plan Marshall y el keynesianismo trajeron a la Europa revolucionaria el capitalismo de “rostro humano”. Y las grandes inversiones de capital que exigía la guerra fría. Con todo lo cual, mas el miedo inducido a la guerra atómica, Europa se calmó. Y la tierra de todas las revoluciones se convirtió en el continente del consumo, la clase obrera integrada y los partidos socialdemócratas financiando el Estado Asistencial, con los dólares USA. Y en lugar de producir y exportar ideologías revolucionarias, fabricó e importó mercancías. Como mandaba el amigo americano. Y su teórico Rostow. El del Manifiesto No Comunista.
    —-
    Y en esto, creo que como decía o quería decir Kolitxa, nos olvidamos de que la ciencia debe de volcarse en la sociedad. Y que se ha bloqueado la correa de transmisión entre los grandes teóricos del socialismo científico, de antes y de hoy, los partidos y sindicatos…y los trabajadores que hubieran sido (como en el Manifiesto Comunista) los destinatarios de los grandes hallazgos teóricos.
    No se si los trabajadores se han aburguesado. Pero me temo que sus “representantes” militan en el revisionismo o en el reformismo. Y la revolución les asusta, tanto como asustaba a los burgueses en los años treinta.
    Estoy de acuerdo en que “estamos muy verdes” (dice, Comunista abertzale) en la relación entre crisis y revolución. Pero de esto la responsabilidad la tienen los que han hecho dejadez de sus creencias (¿ideales?) y se han sentado, sonreído y manoseado en las mesas del poder. Los que tienen miedo escénico, cuando ven cara a cara la lucha de clases. Que para ser tal, debería ser a muerte. Y, en cambio, se ha convertido en un pintxo-pote, en el bar junto a la fábrica, gracias a las camas redondas organizadas por el Capital para seducir al Trabajo.
    —-
    Seguramente no habrá nunca guerras atómicas (o si). El Capital, en efecto, no sacaría ya demasiada rentabilidad de ellas. Como terminó sacando de las grandes guerras del siglo XX. Pero es que tampoco las necesita. Otro de sus recursos es mantener constantes guerras de baja intensidad (bendecidas por la ONU) y vigiladas de cerca por la OTAN. Para que no “degeneren”. Desde 1945, desde Corea a Siria, se ha duplicado el número de bajas y se ha podido mantener una sociedad de consumo suficiente. Y una tasa de inversión y de ganancia, todavía atractiva.
    De todos modos, no hay duda, que si alguna vez el capitalismo lo necesita volvería a los grandes campos de batalla. Esta vez nucleares. Siempre le quedará esta salida. Con la que nos chantajea siempre. A la que, sin embargo, no deberíamos temer.

    Otra cuestión. El modo de producción socialista no existe, en efecto. Han existido experimentos fallidos. Entre ellos los anarquistas y socialistas del XIX y XX , las cooperativas, las comunas etc. Otras que no recuerdo. Pero, supongo que alguien seguirá intentándolo. Tampoco aquí está todo inventado.
    Creo que el desarrollo de las fuerzas productivas y la lucha de clases, combinados en el objetivo de una sociedad mas justa, racional y, por lo tanto, globalmente mas eficaz, es una buena utopía para seguir intentándolo. Y que, un tipo de formación socioeconómica anticapitalista, mas racional y solidaria, y mas eficaz, debería de estar a la vista. Y competir ventajosamente en valores, no en ganancias materiales, con el “agotado” capitalismo. Al que habrá que matar. Porque solo no se muere.

  7. Realmente la crisis es el punto de partida para el pensamiento y la política revolucionarias. No sólo el punto de partida conceptual, sino la causa real que los motiva.
    Ahora bien, esta crisis 2008-2016 (y ya veremos) tiene una característica peculiar; la coincidencia con la crisis política del movimiento obrero.
    Crisis económica de la clase burguesa, y crisis política de la clase trabajadora.
    La coincidencia de una crisis económica de tamaños colosales (no percibidos debido a la bestial fuerza productiva del capital, que en un periodo de gran recesión es capaz de mantener en los centros imperialistas la apariencia del orden), la coincidencia digo de esta gran crisis de la producción capitalista con la crisis casi mundial del movimiento obrero (tanto en los procesos latinoamericanos como en Europa, Estados Unidos, en la decadencia de los estados postsocialistas asiáticos y Africanos, etc…) no podía sino generar una situación de impasse político y a la vez económico, una situación en la que nada parece moverse, en la que la sociedad mundial de clases parece haberse quedado absolutamente paralizada, estancada, sin ideas ni recursos, los unos no saben como aumentar la explotación para mantener a flote la nave, los otros no saben como superar la explotación para salir del juggernaut que amenaza ya a la raza humana y al planeta en su conjunto.
    Este es un fenómeno sin precedentes.
    No voy a entrar a valorar si esta crisis es una más o si por el contrario el Capital ha agotado sus posibilidades de generar un nuevo ciclo de acumulación. Carezco de la información necesaria, no he hecho el trabajo suficiente como para avanzar semejante pronóstico. Sí quiero apuntar hacia el signo constatable de que esta recesión está durando bastante, y existen numerosos síntomas que apuntan a la posibilidad de que la recesión gane en profundidad durante esta década. La presión por la caída de las materias primas o la autoregulación que el capital financiero se impone con las bajas de los tipes de interés a cifras ridículas no es sino un claro síntoma de que los estratos superiores de la clase capitalista están preocupados por el estado de salud de la gallina de los huevos de oro. Buscar el chivo expiatorio en la indecente clase trabajadora que pide irresponsablemente mantener el nivel salarial no va a salvarles de sus propias contradicciones.
    Por otro lado, en el caso de haber llegado el Capital a una situación permanente de estancamiento, eso no supone en absoluto el derrumbe puramente económico, y en eso no sólo Grossmann, sino la práctica totalidad de los autores marxistas, incluidos gran parte de los revisionistas, estaban de acuerdo. Digo más, una situación de recesión permanente (que se prolongue más allá de, por ejemplo, la recesión del período de entreguerras) supone el peligro real de la mutación de las formas de dominación modernas hacia una forma social superior de barbarie y totalitarismo.
    La cuestión fundamental es la siguiente: Sobre el suelo base o las condiciones objetivas de la incapacidad del Capital para proseguir el proceso de acumulación (sea éste parcial o permanente), no cabe más posibilidad que la articulación de un modo de producción (o modo de vida, o como se lo quiera denominar) superior y que garantice libertades reales y una felicidad de contenido a las personas.
    Pero la elaboración de una teoría y una práctica de la revolución renovada es imprescindible combatir:
    1-La hegemonía científica de la ciencia social burguesa en las universidades y centros de investigación (incluidos think thanks de izquierdas) por un lado, que embauca con sus tentáculos de la economía mixta y la intervención estatal a una gran parte de las organizaciones trabajadoras (incluso a una parte de las organizaciones de la clase dominante).
    2-La hegemonía cultural y social del campo de visión burgués de la sociedad en su conjunto por otro, que comprime a todo el movimiento popular, a la clase trabajadora organizada y a sus organizaciones políticas y sociales a luchar por la hegemonía política dentro del marco de relaciones capitalistas (cosa imposible), y que obliga a toda la clase tratabajadora a no levantar la cabeza y ser capaz de ver más allá del escenario histórico capitalista y sus relaciones sociales de intercambio, mando, solipsismo, y producción privada.
    Es decir, es imprescindible recuperar la posición científica de ruptura y desnaturalización de las formas sociales capitalistas, de crítica del poder burgués y de evaluación de los límites de este poder (crisis), y destruir su hegemonía cultural planteando abiertamente el esquema abierto de la revolución. Un esquema que se pregunta por la expropiación y abolición de la propiedad privada y el capital, por la superación del trabajo abstracto como forma productiva, y por la construcción de la comuna como articulación social local y global que constituye en su conjunto un nuevo mundo social que habitar para las presentes y futuras generaciones.
    Sin esa posición científica, y sin ese campo de visión cultural, toda propuesta de revolución no puede sino ser vista como fuera de la realidad pensable, fuera de la visibilidad social media. Y eso es un dilema real para la clase trabajadora mundial y sus sectores organizados más comprometidos.
    La cuestión es, situados en esa encrucijada, ser capaces, en Euskal Herria, de empezar a trabajarlo en todos los ámbitos, y dotarnos de las herramientas populares, y las formas organizativas necesarias para hacerlo.

  8. Me solatis una saco de ideas y palabras, asi a bote pronto, considerando quien sabe que se deba de considerar….

    Vayamos al principio del hilo, en el que coloco un mensaje de felicitacion a Kolitza, por mencionar a autores como Henryk Grossmann y Paul Mattick, precisamente porque al hacerlo supone una toma de postura ….. ¿cual toma de postura?, frente a las tesis de “salvamento” de la crisis que siempre sostuvo la socialdemocracia, en el caso de Grossmann; y segundo, en el caso de Mattick, en la verificacion socialdemocrata del leninismo.

    Bien, Komu y JoseMari, lo habia escrito mas arriba, no existe “el objeto” y “el sujeto”, asi separados o interrelacionados, ligados por la conjuncion copulativa “y”, como si de dos “entes” distintos se tratara. Esto separacion no tiene que ver con Marx, sino con la socialdemocracia (y sucesores…. que se ha hecho ademas- pasar por un supuesto “marxismo clasico”, y hasta ortodoxo, cuando no una vulgarizacion). el método de Marx no separa y, por tanto, no opone la conciencia (subjetividad) y la realidad (objetividad); por el contrario, las une a las dos como una totalidad a través de la actividad práctica-teórica (praxis) que las une. Para él, no se trata “de unir” el movimiento obrero y el socialismo, puesto que lo están
    naturalmente; no hay que hacer una “síntesis” entre la teoría y la práctica, pues éstas se traban como los momentos, las expresiones de un mismo movimiento real: el de las luchas de clase del proletariado

    Bien no sigo porque no tengo tiempo, y acabo de salir de currar. Los errores son muchos, no hay lugar para hacerlo aqui, pero hay van algunos ejemplos:

    ¿la acumulacion de capital es una acumulacion de medios de produccion?, Hasta el cuestionamiento (ofende). Si el capital es valor que se valoriza, lo que se acumula es valor, que se convertira en diferentes capital.formas-, claro que una parte ira destina a capital constante (medios de produccion, p.e), Pero al capital estos no es un leitmotiv, fabricas, instalaciones, maquinas, barcos, tractores o mil medios mas puede oxidarse o ser abandonados a la corrosion, Su finalidad, la del capital, no es la “poseer” instrumentos de produccion, el capital no es un objeto, es una relacion social, especifica, -historicamente especifica- frente a otras existentes de apropiacion del excedente social.

    ¿crisis internas del capitalismo?. El capital es una totalidad, es un orden social, no una mera reproduccion economica. La separacion, producto de su fetichizacion, entre economia, y, sociedad, y, politica. Falsifica sus contornos, son un todo, No es que existan crisis internas, y factores externos, es que todos estan en todos. El proletariado es una producto del capital, este fue quien lo creo, el que lo obligo y lo obliga a la asalarizacion, mediante la expansion de la propiedad privada, y la negacion de medios de vida. Pero no solo por asalarizar se desarrolla el capitalismo, sino en virtud que el capital mas alla de la produccion de mercancias, es fundamentalmente un proceso de valorizacion, obliga a que ese trabajo asalariado genere valor, y este ademas sea un plus-valor, que puede apropiarselo, bajo una apariencia de intercambio equivalente en el mercado, de hay la vision democratica pues cada quien se “presenta” como “igual” a un justo-precio.

    En virtud de las crisis del capital, este, lanza a la clase obrera en cuanto sujeto pasivo, pues consituye el “capital variable” en el proceso de acumulacion. Desde el lado del capital, regula, amplia o reduce, intensifica o expulsa a ese capital variable. Por su parte, es ese mismo “sujeto”, a su vez, en cuanto sujeto activo, por su propia lucha de clase plantea nuevas formas de disputa a las que el capital responde (por ejemplo, el incremeto del movimientos de huelgas — induce al capital a introducir una mayor automatizacion — esta a su vez incrementa la intesificacion de la explotacion — incremento de la plusvalia relativa y de la composicion organica — disminucion de la tasa de ganancia — incremento competencial y caida de precios — ciclo de crisis — etc. existen estudios historicos sobre esto, ya sea desde el “lado objetivista” como del “subjetivista”) . Decia Marx aquello de que: “El proletariado o es revolucionario o es nada”.

    ¿limites objetivos?. La idea de un capitalismo ilimitado es de genesis socialdemocrata, una vision optimista de que el capitalismo se sabe regular a si mismo, puesto que con los procesos de concentracion y centralizacion, en carteles, truts,y monopolios, habia aprendido a regularse, a pactar entre si, y disminuir la “anarquia de la produccion”. Esto es socialdemocracia pura y dura, es mas, se vislumbraba como un capitalismo que llegaba a planificarse, decian que se hacia “socialista”, Esto es Kautsky, Hiderlfing y por supuesto, Lenin. Seria la labor de los socialdemocratas, segun ellos, tan solo, tomar el timon del Estado y la administracion de las empresas, para que el socialismo prosperase. (en consecuencia la “revolucion” es una revolucion politica de manera exclusiva: “tomar el poder”).

    Es precisamente Rosa Luxemburgo, la que mando a parar el desaguisado, al poner sobre la mesa la reivindicacioin de los limites objetivos, rescatandolo de Marx. Es decir, no solo el capitalismo no es eterno, sino que no tiene vida ilimitada ni margenes infinitos, el capitalismo es una realidad historica, por lo tanto es mortal, Porque para matarlo, primero hay que saber que es mortal, y no embaucarse con la propaganda del capital que alardea de que es inmortal. Pero no era solo eso, Rosa, precisamente resaltaba que a partir de la consideracion de los limites historicos del capitalismo, es donde el socialismo adquiria pleno sentido, porque ante un capitalismo podrido, habria que plantearse que es lo que vendria despues. El socialismo no es por tanto una cuestion de justicia social, de hacer buenos actos, ni de etica, ni de espiritualidad ni de evangelios, sino de abrir un curso para la emancipacion de la humanidad.

    ¿se han aburguesado los obreros?. No, es que la contrarrevolucion ha ganado, hasta ahora. Bien, primero decir, que el “sujeto historico” es un producto social del orden del capital, y que se reproduce en su interior, como tal, como sujeto alienado. Esa es su condicion objetiva, estamos en un escenario de dominado, donde la parte dominada esta efectivamente dominada. El capital es el que vence. Para ello, el propio capital ha desarrollado un ideologia de gestion de la clase obrera que se llama socialdemocracia (o democracia social si se quiere), con la que ha conseguido integrar la lucha de clases, reconducirla cuando esta trasgrede los limites de control; o ha desarrollado el leninismo y estalinismo para socabar todo intento revolucionario anticapitalista que irrumpiese el proceso de acumulacion tras la crisis de principios de siglos XX y posteriores a la segunda guerra mundial, El “socialismo” en la URSS supuso la expansion de las relaciones social capitalistas, por una parte, se multiplico el numero de proletarios y por la otra, se expandio la asalariazacion del campesinado mediante el sistema de sovjoz. Asi mismo, con la “liberacion de las colonias” y los “movimientos antiimperialistas”, se consiguio reorganizar y actualizar el esquema imperialista, mediante la creacion de nuevos Estados, que a su vez emprendieron un rapido proceso de expansion de las relaciones sociales capitalistas, asalarizacion, etc..

    El camino de salida…, aprender el propio movimiento real de la lucha de clases… Ya que mas arriba han mencionado al Manifiesto Comunista de 1848, escribia Marx:

    “Las concepciones teóricas de los comunistas no se basan de ningún modo en ideas, principios inventados o descubiertos por tal o cual reformador del mundo. Sólo son la expresión general de las condiciones reales de una lucha de clase existente, de un
    movimiento histórico que se desarrolla ante nuestros ojos” (Manifiesto Comunista, 1848)

    ======================================
    No se si he contestado a algo, o me he extraviado, Solo pensar que iba a comentar un par de cosas para no liarme, Si hay interes en conocer la problematica que ha supuesto “el proceso de acumulacion” en los debates del socialismo, tengo un texto historico de un interesante autor que no esta en la red, y que podria ser interesante trascribirlo

  9. La contradicción entre la creciente socialización de las fuerzas productivas y la apropiación privada de sus productos genera, es cierto, la tendencia al socialismo, pero también la contratendencia a la reestructuración capitalista a través del monopolio. Qué linea venza depende de la lucha de clases y de la posición que logre ocupar la línea revolucionaria, es decir, depende del factor subjetivo consciente.

    Como bien dices Kolitza… la clase trabajadora en general y la vasca en particular no cuenta con un proyecto ideológico y político independiente que lo eleve a la categoría de clase revolucionaria. Quizás sea una crítica que nos tenemos que hacer, y más en Euskal Herria,

    La burguesía monopolista se siente aún segura de si misma y es capaz incluso ya de pasar por encima de todas las clases subsidiarias cogestoras de su Poder. De este modo la aristocracia obrera, otrora garante de estabilidad social frente a la amenaza de ruptura, se ve desarticulada desde arriba, al ver como su suelo social se derrumba, a través del empobrecimiento de gran parte de la misma vía recortes. Esto posiblemente es el alimento actual de Podemos por ejemplo. Claro que ante el lugar, aún minoritario, que ocupa la ruptura revolucionaria en el seno de nuestro finiquitado movimiento, esperar que la crisis y la bancarrota de la socialdemoracia del estado del bienestar se traduzca en un trasvase político hacia las filas de la revolución, sería como esperar que el capitalismo se derrumbase por sí mismo.

    Dicho lo anterior…la cuestión central entonces reside para mi y que me tiene en cierta medida obsesionado es en cómo convertir “La transformación de la voluntad en acto revolucionario” y no ser cancelados por meras reformas. En ese aspecto las ciencias dominadas por la hegemonía capitalista como tú bien apuntas han desarrollado un sin fin de estudios sobre la condición humana, entrando de lleno en nuestras interioridades genéticas y psíquicas, miedos a la pobreza y un largo etc… Las posiciones rupturistas, en la mayoría de las ocasiones, no parecen tener en cuenta “el factor humano” y nos gusta asumir sin complejos que la clase social a la que pertenecemos es buena per se…

    Centramos excesivamente los aspectos de la lucha en cuestiones llamemoslas “macrorevolucionarias” y olvidamos el día a día, es decir, la microrevolución, (que inevitablemente se distancian y pierden el sentido de su necesaria unidad orgánica, sobre todo en el discurso) terreno en el cual muchas veces se juega la partida del sostenimiento de un proceso como es el caso venezolano e incluso vasco. Esa maldita materialidad nos devora y marca la interioridad social del sujeto revolucionario o del que apoya un proceso y que demuestra que no existen leyes revolucionarias pre-existentes a la misma revolución, sino que estas leyes se crean sólo a medida que el sujeto actúa, determinándose y, transformándose mutuamente con sus circunstancias. El cambio de posición del sujeto altera todo el cuadro objetivo de partida, ya irrecuperable, y nos sitúa en un nuevo estadio.

    Es así como entiendo la vinculación orgánica, interna, entre la ciencia, el conocimiento y la revolución. Pero la mayor parte de nosotros y nosotras aprendemos a conocer la obra en la que estamos embarcados a medida que se ejecuta y eso desde mi punto de vista es un problema.

    Acaso la teoría y la formación fue olvidada desde hace mucho tiempo en nuestro País y la burguesía aprovechó el vacío realmente existente.

    • Komu, no es para liarla mas, pero tras leer tu mensaje… quisiera comentar lo siguiente

      Estamos terriblemente condicionados por la ideologia dominante, y esta no solo es la “ideologia de la clase dominante”, sino que es una “ideologia” de la dominacion, que persuada e interiorice por los dominados. Es decir, para garantizar esa misma dominacion se universaliza, se constituye, construye y evoluciona para que todo el conjunto social la asuma como propia; asi sea la consideracion de la igualdad, de la fraternidad, de la libertad, del trabajo digno. la justicia, la honradez, o de lo que sea, que las clases subalternas proyecten como deseo o produzca su imaginario. Ademas, debe de ser una “ideologia”, es decir no una construccion-suma de ideas, sino un cuerpo de falsificacion y ocultacion de la realidad, de fetichizacion de la misma; porque por supuesto que es funcional, claro que funcional al esquema de dominacion.

      ¿Que a donde quiero llegar?. Que la misma “ideologia” del “socialismo”, es precisamente eso, un mecanismo de reproduccion social del orden de dominacion vigente. Por lo tanto, es tan sumamente necesario romper con el mismo concepto de “ideologia”, esto es el producto de la “socialdemocracia” la misma que pretendia la “introduccion desde el exterior” de la inteligencia, o de la incorporacion de la “ciencia” en el cuerpo ideologico socialista. Y la mision de tal “ideologia” no es otra que la de favorecer la desorganizacion, su abandono a la representacion, y a la indolencia. Nos organizan a su medida y precision, nos organizan en contra de nosotros mismos.

      “No es suficiente que el pensamiento se abra paso para llegar a ser realidad, la realidad misma debe abrirse paso para llegar a ser pensamiento” (Marx)

      ============================

UTZI ERANTZUN BAT - DEJA UN RESPUESTA

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Aldatu )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Aldatu )

Connecting to %s