Home

Autor: Borroka garaia da!

Se suele llamar déjà vu a la intensa sensación de familiaridad que produce algún hecho actual que se siente como ya experimentado pese a no ser recordado como tal. Es probable que simplemente sea un juego de descoordinación entre la mente inconsciente y la percepción, aunque hace tiempo era considerado un “recuerdo de sueños” en la realidad.

Sea cual sea el caso, me ha dado un poco de déjà vu la reciente aprobación de presupuestos neoliberales en el parlamento de Catalunya donde desde una posición algo mafiosilla y bastante chantajista de Juntos por el Si, colocó entre la espada y la pared a la CUP mediante la estrategia de las lentejas (o las tomas o las dejas), en la que si no se aprobaban unos presupuestos determinados el gobierno autonómico no convocaba un referéndum de autodeterminación que valga la carambola previamente había sido descartado de la hoja de ruta independentista y forzado por la propia CUP.

El caso es que al final la CUP, no sin sus fuertes debates y tensiones, se ha visto en la tesitura de dar el apoyo a unos presupuestos que rechaza de pleno solo dando los votos justos y necesarios para que puedan salir adelante y negando los demás. Y es ahí donde me ha venido el déjà vu, pues esa fue la metodología empleada por la izquierda abertzale para abrir camino al “plan ibarretxe”.

Recuerdo que en esa época no solo se abrió el paso a ese plan y al lehendakari, sino también a alcaldes como Azkuna que con el apoyo de la izquierda abertzale llegaría a gobernar. Visto en perspectiva si bien sirvió para lo que se llama “quitar la careta” en relación a las verdaderas intenciones de las diversas facciones políticas, lo cierto es que acabó incubándose un gran colapso en la izquierda abertzale. La sucesión del descalabro de Lizarra-Garazi, junto a la pinza del plan farsa de Ibarretxe, seguido todo muy de cerca por la intensificación de la represión calculada e ilegalizaciones generó en diversas fases tanto la división de la izquierda abertzale, el corrimiento lento pero continuado hacia el conservadurismo por parte del abertzalismo de izquierda, y básicamente las condiciones para que con el tiempo, tanto el soberanismo independentista como la lucha de clases pasaran a un segundo plano en la agenda política vasca gestionada y controlada con comodidad por el PNV. Lo que a su vez como consecuencia directa ha dejado muy tocado al proceso de liberación nacional y social. La resaca actual en gran parte viene de todo aquello.

En cualquier caso, Catalunya no es Euskal Herria, aunque siempre puede existir la opción de que se repita la historia aun desde las diferencias evidentes que han existido siempre y las sigue habiendo entre los dos contextos políticos.

Aun visto desde la distancia con lo que siempre existe una variable de distorsión, me da la impresión que en el caso de que finalmente el referéndum se haga, las posibilidades de ganarlo se han reducido bastante, pues existe un amplio arco social catalán, totalmente necesario para que el proyecto independentista pueda triunfar donde difícilmente se van a poder generar condiciones de adhesión cuando el convocante les mantiene bajo asedio social. Lo que a su vez puede ser aprovechado por el cansino oportunismo del progresismo español cual perro del hortelano.

En el caso de que no se haga el referéndum, las caretas de muchos caerán , pero eso no significa que el independentismo triunfe. Puede producirse una involución de difícil salida, pues los procesos triunfan con convicción y energía, no simplemente con caídas de careta.

Sea lo que sea que finalmente ocurra, no creo que baste desde Euskal Herria con dar apoyo incondicional al referéndum, como así debe ser dado, sino que en un momento en el que estado español puede que sea puesto a prueba, hacerle el máximo daño posible es una cuestión de matemáticas , pues diversificar recursos hace perder fuerza.

3 thoughts on “Déjà vu

  1. Kaixo BGD.

    Estoy de acuerdo con tu articulo en general.

    Hay una cuestion que esta intimamente relacionada con otras muchas y que tiene que ver con lo dicho en tu ultimo parrafo.

    Efectivamente hay que echar una mano a Catalunia en su sentido de emancipacion nacional aunque éste venga principalmente de las diversas fracciones de clase burguesas. El asunto es que ese apoyo habria que multiplicarlo pues no vale con una declaracion formal o una foto en frente de algunas instituciones vascas ni siquiera con una manifestacion ni con tres.

    Haria falta algo mas para lo que desgraciadamente no estamos preparados. Si la IAO dio el viraje que dio en el 2009… Cuando la crisis de configuracion (eterna, tanto que es hasta para dudar) del Estado español era la que era (y es)…Con la propia crisis sistemica que no vino para marcharse… Y asi y todo se le hace el regalo al sistema de convertir la Resistencia mas vieja, organizada con practica politico-militar de todo Europa en un partido mas de los sistemas francés y español, escrupuloso con las leyes del ocupante, liquidador de la lucha armada… Como vamos a esperar que, lo mas organizado (desde postulados abertzales y de socialdemocracia) que pueda haber en Euskal Herria actualmente, EHBILDU, se parta la cara cuando no quiso ni soportar un sopapo con bastante mas motivo?

    Claro que hay posiciones revolucionarias abertzales. Pero estan dispersas y en periodo de debate y saliendo del gran duelo que les hizo pasar la IAO. Saldran a la luz. Alguna patita ya estan enseñando pero todavia es pronto para la ayuda internacionalista que debieramos prestar a Catalunia.

    Y, aqui a los oficiales lo que todavia les preocupa es salir del “ciclo” anterior. Igual les esta costando mas de lo que pensaban. Hay muchas cosas que han hecho y calculado mal. Pero, bueno, el tema es que desde Euskal Herria no se va a poder estar a la altura de las circunstancias. No estamos aqui…

  2. Aupa, Juanjo!

    Como tú bien dices, “claro que hay posiciones revolucionarias abertzales. Pero están dispersas y en periodo de debate y saliendo del gran duelo que les hizo pasar la IAO. Saldrán a la luz. Alguna patita ya están enseñando pero todavía es pronto para la ayuda internacionalista que debiéramos prestar a Cataluña.”

    La recomposición del MLNV sobre bases nuevas, adaptadas a la coyuntura de principios del siglo XXI creo que se hará sobre principios claramente independentistas y socialistas revolucionarios, un poco en la línea de lo que hicieron, salvando las distancias y en otro nivel y contexto histórico, Lenin y los bolcheviques, Rosa Luxemburg, Karl Liebknetch y los spartakistas, Bordiga, Gramsci y los comunistas consejistas italianos, etc… tras la bancarrota, debacle, implosión y traición de la II Internacional socialdemócrata del renegado Kautsky y compañía. O lo que hicieron Malatesta, Berneri, Shapiro, Emma Goldman, Alexander Berkman, Thomas Keell, Rudolf Rocker, y Durruti en el movimento libertario…

    Esto lo explican muy bien los colegas de Iraultza Garaia da. Es decir, no se trata de repetir miméticamente lo hecho hasta ahora, pensando que la culpa del desastre la tiene Arnaldo, o una camarilla, una conspiración imperialista, o lo que sea, (que también, claro…) sino hacer un análisis implacablemete autocrítico de los errores y debilidades del sector revolucionario de la Izquierda Abertzale, de NUESTROS ERRORES, que han permitido que una fracción reformista y pequeño burguesa de políticos profesionales dé un golpe de estado sin prácticamente resistencia ni oposición seria alguna. Es decir, que cada palo aguante su vela y ver qué hemos hecho mal NOSOTRAS y NOSOTROS, los que queremos ser revolucionarios y seguimos manteniendo alta la bandera de la Revolución Socialista Vasca. Esa es la tarea más difícil, pero a la vez la más decisiva e importante.

    Es urgente superar la dispersión y la fragmentación del campo abertzale revolucionario. El debate de la Herritar Batasuna puede y debere ser UN instrumento (no EL instrumento, un medio, una herramienta…) que ayude en pueblos y barrios a reagruparnos, conocernos, vernos las caras y sobre todo, debatir, debatir y debatir mientras seguimos impulsando todas las luchas obreras y populares, feministas, juveniles, ecologistas, antifascistas, antimperialistas, por la Amnistía y contar el austericidio y los desahucios, por la okupación y socialización de espacios y gaxtetxes, por el derecho popular a la vivienda y contra el derecho de propiedad burgués, antirracistas y contra la homofobia, contra la represión y la ocupación militar de nuestro País, por la desconquista de Navarra y la libertad plena del Pueblo Trabajador Vasco, y todo lo demás, que seguro que me he olvidado muchas luchas populares…

    Si hacemos todo eso antes que de el fascismo que amenaza con arrasar todo nos barra del mapa, seremos lo bastante fuertes como para liberar Euskal Herria. Esa será, sin duda, la mejor ayuda internacionalista que daremos a todos los Pueblos Trabajadores de este planeta. En especial a los que están aplastados bajos las botas de los estados burgueses imperialistas francés y español.

    No estamos aquí, pero vamos yendo, compai…

    Saludos rojos y “coloraus”!

UTZI ERANTZUN BAT - DEJA UN RESPUESTA

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Aldatu )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Aldatu )

Connecting to %s